África está llena de arpas, arpas vivas de ayer, hoy y mañana… llena de música muy viva no apta para museos polvorientos. Arpas que circulan, evolucionan y se transforman según se avanza a través de más de un camino con ida y vuelta, como lo hacen las lenguas, la música, etc. entre los pueblos, fluyendo continuamente.

Este artículo es un viaje en progreso, sin fin, que he ido y voy construyendo a base de datos recopilados por quien esto escribe, a lo largo del tiempo y sin prisas, movido por el amor y las ganas de saber sobre estos instrumentos mágicos. Amor que nació y creció al conocer la Kora (maravillado por su sonido y estilo musical) y que se extiende al resto de arpas… y de ahí este humilde mapa:

Una primera impresión, buscando arpas en África durante tiempo y recopilando información, esque todos los caminos llevaban, o más bien parecen venir, del Congo (centro de África). Parece que es la cuna, el lugar de origen de este instrumento, contrariamente a la idea que es en el antiguo Egipto que quizás sí es su origen documentado pero no necesariamente el origen real sinó que venía ya de mucho antes. Y lo interesante esque con el tiempo «casualmente o irremediablemente» di con un mapa de migraciones del ser humano desde el principio de los tiempos y se me reveló muy nítidamente que «encajaba de forma natural» con el recorrido que se me había configurado recopilando información sobre arpas (ver mapa a continuación comparando (L1) y (L3)  con el mapa anterior Linea de recorrido roja + Linea verde).

El orígen conceptual de la cuerda musical, parece generalizado, nace del arco usado para la caza (01) que producía un sonido muy interesante. La cuerda del arco, al inicio, percutiéndola sencillamente con la misma flecha ya daba «muy-mucho» juego… y a continuación naturalmente se crea el primer instrumento de cuerda especializado para el fin musical, el mngongo (02) que podía potenciarse y modularse utilizando la cavidad bucal, la primera «caja de resonancia» para este instrumento, que luego se substituye por un objeto (calabaza o caja de madera) y que conocemos como variantes de Berimbau (03) que en África tiene otros nombres.

Más adelante podemos empezar a hablar de arpas cuando se empiezan a añadir más cuerdas y a tocar con varios dedos (cuerda pulsada).

En lo que conocemos hoy como norte del Congo, sur de Cameroon y este de Gabón, en el corazón de sus espesas selvas se encuentran dos conceptos de Arpa de las manos de la ethnia Baka, dos lineas que conviven a la par: Las arpas que parten de la idea de «una» cuerda al aire (una nota musical (04) o las que dividen la cuerda para obtener de ella dos notas musicales (a través de un punto de apoyo en su recorrido, es decir un puente (5). De la linea de la cuerda única libre nace el Ngombi (04) del concepto de cuerda dividida nace el Ngombi Na Peke (05). El primero es de un orden (una fila) mientras que el segundo genera dos órdenes (dos filas, en la imagen: A+A’).

Seguimos la linea roja del primer mapa (que vuelvo a adjuntar debajo), que nos llevará a la Kora. La linea roja marca la progresión de arpas que se suceden en el camino y que continúan el legado de arpas de doble orden (con puente y dos lineas de cuerdas). Las de una orden se van por la linea verde (L3).

 

Ligeramente al norte, el Mvet (06) de Cameroon, aparenta una versión más avanzada del Ngombi Na Peke (05) de la etnia Baka, con varias calabazas a lo largo del mastil con el fin aumentar el sonido, que es muy pobre en la versión Baka porque sólo consta de una plancha de madera bastante primaria bajo la que se pone una caja acústica.

Avanzando al norte, en Ghana, encontramos la Seprewa (7) que viene a ser la «eureka–fusión» entre una arpa concepto Ngombi y un arpa concepto Ngombi Na Peke. Dicho de otra manera, los dos ódenes (filas de cuerdas) del Ngombi Na Peke «se pliegan» para quedar ambas filas una al lado de la otra por encima del puente (8)… De esta forma ya se puede decir que «ya tenemos, conceptualmente, una Kora», pero primero se suceden en el tiempo versiones de menos cuerdas (de escalas pentatónicas) como el Simbi (09), el Ngoni (donso ngoni y kamale ngoni) y otros similares que vienen a ser variantes según necesidades del repertorio según de las diferentes zonas.
La Kora es relativamente reciente en el tiempo… la primera referencia registrada es del siglo XVII pero parece que seria del siglo XVI) se trata de un instrumento «relativamente moderno».

 

 

Artículo en construcción… se irá ampliando con el tiempo, saludos.

Artículo por Carles A. (M&C Strings) : «Korista», arpista y luthier de Koras.

Kora Luthier. Arpas Mandingas de África Occidental · contacto kora.manding.harps@gmail.com